Quantcast
El tiempo en: Huelva
Martes 28/09/2021

Desde la red

A puertas cerradas

Pero lo que pueda ser (repito, a priori) bueno para lo deportivo, se va a convertir en un hastío horrible para el aficionado. O quizás no

Publicado: 15/03/2020 ·
18:30
· Actualizado: 15/03/2020 · 18:30
Autor

José Bueno

José Bueno es aficionado al Recreativo: "Me gusta pensar en mi equipo más allá de lo que ocurre en el césped"

Desde la red

Análisis sobre la actualidad de todo lo que acontece al Decano del fútbol español, el Recreativo de Huelva

VISITAR BLOG

Llegó el coronavirus al fútbol y todas sus consecuencias. Como aquí en este hueco hablo del Recre voy a obviar toda la histeria (fundada e infundada) que conlleva esta pandemia y centrarme en cómo afecta a nuestro club. A priori puede ser hasta positivo para el Decano, ya que el rendimiento del equipo es bastante bajo actualmente y esto le da más tiempo a Claudio Barragán para entrenar y hacer una ‘mini pretemporada’ en estas dos semanas, en las que además, podrá recuperar físicamente a algunos jugadores. Teniendo en cuenta el rival potente que deberíamos visitar este domingo, el Cartagena, y que los dos partidos son fuera de casa, creo que este stop de la competición solo le da beneficios a nuestro club. Al menos al principio, porque posteriormente se abre un horizonte de sucesos en los que no sabemos qué pasará: ¿se suspenderán más partidos? ¿cuándo se jugarán los encuentros aplazados? Nos podemos ver con un mes de abril o mayo a dos partidos por semana, lo que sí me parece preocupante teniendo en cuenta que el estado físico de la plantilla del Decano no es para tirar cohetes.

Pero lo que pueda ser (repito, a priori) bueno para lo deportivo, se va a convertir en un hastío horrible para el aficionado. O quizás no. Si disfrutáramos de nuestro equipo, si miráramos la tabla hacia arriba y no hacia abajo, o si simplemente no llegáramos a aburrirnos tanto en los encuentros, pues este parón sería un fastidio. Pero las minivacaciones de deporte a las que nos vamos a ver sometidos por prevención nos pueden servir para volver, cuando haya que volver, con más fuerzas que ahora. A ver si eso del síndrome de abstinencia se aplica con el Decano y la falta de él nos crea adicción. Por mi parte sí, porque aunque llegue un viernes y esté aburrido del “siempre lo mismo”, el día del partido estoy a tope con la esperanza de que ocurra algo diferente.

Y a quien no sé cómo afectará esto es a la directiva. ¿Es positivo para ellos este parón o no? ¿Les da igual realmente? Imagino que los pagos no entienden de virus, pero quizás las ayudas de crédito sí. Y bueno, ya que la gente va a estar por casa, saliendo menos y aburriéndose, quizás es el momento de hacer unas llamadas para buscar nuevos ingresos para la próxima temporada. Porque ya nos avisa Carlos Hita que la próxima campaña hay que pagar, y a lo grande, y eso nos va a dejar mermados en presupuesto deportivo. Será cosa de acertar con los futuros fichajes… y eso se empieza trabajando desde ya. Nosotros miraremos Netflix y la secretaría técnica vídeos de jugadores. En definitiva, ¡que la pandemia no os alcance!

COMENTARIOS