Quantcast
El tiempo en: Huelva
Miércoles 29/06/2022  

Cotillas

Ona Carbonell habla sobre su paso por MasterChef

Doble medallista olímpica en Londres 2012, es una de las deportistas españolas más importantes

Publicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai Publicidad Ai
  • Ona Carbonell.

Ona Carbonell, doble medallista olímpica en Londres 2012, declaró este martes que "construir a través del deporte a crear una imagen propia es muy importante" y aseguró que, más allá de la competición, "retarse fuera de la zona de confort ayuda a crecer" y puso como ejemplo su paso por el programa de televisión MasterChef en 2018.

La nadadora catalana, de 32 años, es una de las deportistas españolas más importantes y cuenta en su palmarés con más de una veintena de medallas en campeonatos del Mundo.

"Construir a través del deporte a crear una imagen y visibilizar mi marca creo que es importante. Yo lo hice hace años, cuando empecé a destinar los pocos minutos que tenía libres a crear mi pequeña empresa", dijo Ona Carbonell, durante el EFE Sport Business Days sobre 'Patrocinio deportivo' celebrado en Madrid.

"El tiempo libre lo empecé a dedicar a escribir libros, a hacer una línea de bañadores, y empezamos a hacer cosas muy grandes como ser la imagen internacional de Nike, siendo la primera mujer en España en hacerlo. Es una manera de devolver al deporte todo lo que me ha dado", declaró.

"Hay que entender que todo lo que aprendas y crezcas fuera del agua me hace mejor deportista como ir a la universidad, hacer una carrera, participar en MasterChef o escribir un libro. Retarte fuera de tu zona de confort te hace crecer como deportista. Todas las cosas que he hecho fuera de la piscina me han hecho mejor deportista porque te culturizas y conoces otros mundos, otras empresas", manifestó.

Ona Carbonell recordó su paso por MasterChef Celebrity en 2018, edición en la que llegó a la final y ganó el concurso.

"No sabía ni hacer una ensalada, nadie daba nada por mí, e incluso me corté toda la mano el primer día, pero los deportistas somos un poco locos y nos obsesionamos por los retos. Me puse a practicar todas las noches y llegó un punto en el que me sabía todas las salsas", declaró.

"Hice exámenes de teoría de cocina, todo el día estuve cocinando y la experiencia fue muy bonita por el reto que supuso. Retarme en una competición con nervios en otro ámbito me hizo crecer y fue una experiencia maravillosa", manifestó.

La imagen de Ona Carbonell ha traspasado fronteras más allá del deporte como cara visible de un par de campañas de Nike que han permitido internacionalizar su imagen.

"No compito con Nike, compito con un bañador, y me costaba entender qué ven en mi las marcas, pero creo que son más los valores que representa el deporte de esfuerzo, sacrificio o lo que transmites fuera de la competición, ya que soy una mujer puntual, respetuosa y trabajadora", apuntó.

"Hice la primera campaña internacional saliendo en Milán, Nueva York, París o Barcelona. Antes de los Juegos hice una campaña con Serena Willians y ahora otra en breve. Es bonito para el deporte femenino y para mí saber que creen en nosotras", concluyó.

TE RECOMENDAMOS