Quantcast
El tiempo en: Huelva
Miércoles 29/06/2022  

Huelva

Aumentan en un 40% las atenciones de Cáritas a familias onubenses

La organización lamenta la falta de "vivienda pública" y alerta de la brecha digital que afecta a muchas familias que no tienen “dispositivos ni competencias”

Publicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai Publicidad Ai
  • Pilar Vizcaíno y Peña Monje presentado la Memoria 2021 de la entidad.

La ayuda de Cáritas Diocesana llegó a un total de 23.997 personas en Huelva durante el año 2021. De ellas, 11.582 fueron atendidas directamente por los Servicios Diocesanos o uno de los 70 equipos de Cáritas Parroquiales que existen en la provincia y el resto de personas se beneficiaron de estas asistencias como familiares.

Este es el balance que arroja la Memoria General 2021 de Cáritas Diocesana en Huelva, que fue presentada este miércoles por su directora, Pilar Vizcaíno, y la responsable de Comunicación y Relaciones Externas de la organización caritativa, Peña Monje.

La memoria también muestra que las atenciones prestadas alcanzaron la cifra de 198.915, lo que supone una media de 17 asistencias por persona. La cifra creció un 40 por ciento respecto al año anterior. Según ha explicado Vizcaíno, el aumento de atenciones se debe a que los procesos de acompañamiento se basan en una atención integral, larga y cercana. “La cronificación de la pobreza no se salva con una primera o segunda atención, sino que requiere una intervención más exhaustiva”, ha indicado la directora de Cáritas Diocesana en Huelva.

En su intervención diaria, ha señalado Vizcaíno, Cáritas pone el foco en aquellos colectivos especialmente empobrecidos o que atraviesan diferentes procesos de exclusión. Así, se ha dado asistencia a 709 personas sin hogar a través del Centro de Día Puertas Abiertas y las casas de acogida Santa María y Santa María de los Milagros.

Vizcaíno ha recalcado que la falta de vivienda trae consigo “otros problemas, ya que impide estar empadronado y poder acceder a las distinta ayudas existentes”.

“No hay vivienda pública, por lo que nos cuesta la vida orientar a las familias”, ha asegurado la directora de Cáritas, explicando que muchas parroquias pagan alquileres de familias con ingresos muy bajos o de inmigrantes que no pueden hacerles frente. Por parte de las administraciones, dice Vizcaíno, “no se está dando una respuesta” a esta realidad.

Los asentamientos han sido otro foco de atención para Cáritas, que ha ayudado allí a 1.455 personas. Vizcaíno se ha alegrado del “giro” que han dado las administraciones respecto a este problema pero ha advertido que sigue “existiendo una falta de acceso a los derechos humanos y una situación de extrema vulnerabilidad y exclusión social”. Por ello, Vizcaíno ha reclamado a las administraciones que aborden este asunto “de una manera integral”.

Por otro lado, desde Cáritas han resaltado el problema de la “brecha digital” agravado durante la pandemia ya que han tener que realizarse todas las gestiones telemáticamente han tenido que ayudar a muchas familias que “no disponían de dispositivos ni competencias” para realizarlas.

 

TE RECOMENDAMOS