Quantcast
El tiempo en: Huelva
04/06/2023  

Huelva

La ermita del Rocío se convierte en la primera cardioprotegida de Andalucía

El consejero ha resaltado "la importancia" de contar con "profesionales cualificados como los del 061"

Publicidad AiPublicidad Ai Publicidad AiPublicidad AiPublicidad Ai Publicidad Ai Publicidad Ai Publicidad Ai
  • La ermita del Rocío se convierte en la primera cardioprotegida. -

El consejero de la Presidencia, Interior, Diálogo Social y Simplificación Administrativa, Antonio Sanz, y el consejero de Turismo, Cultura y Deporte, Arturo Bernal, han participado en la ermita del Rocío del reconocimiento por parte de la Consejería de Salud y Consumo de la aldea almonteña como 'zona cardioprotegida'. Se trata del primer templo cardioprotegido de Huelva y la primera ermita de Andalucía.

Según ha indicado la Junta en una nota de prensa, el director gerente del Servicio Andaluz de Salud (SAS), Diego Vargas; el director gerente del Centro de Emergencias Sanitarias 061 de Andalucía, Fernando Ayuso; y el director del 061 en Huelva y responsable del dispositivo sanitario del Plan Romero, Juan Chaves, entre otras autoridades, han acompañado a los consejeros.

En este sentido, Sanz ha afirmado que este reconocimiento es "una muestra más del compromiso del Gobierno andaluz con la salud en los grandes eventos que se desarrollan en Andalucía" y ha valorado "positivamente" este avance en materia sanitaria en "un lugar que será encuentro de cientos de miles de personas este fin de semana".

El consejero ha resaltado "la importancia" de contar con "profesionales cualificados como los del 061 que velarán por la salud de todos los peregrinos al igual que lo harán los cientos de efectivos que integran el Plan Romero".

Esta concesión sanitaria a El Rocío se produce al cumplir la ermita almonteña con los requisitos en materia formativa y de dotación de desfibriladores externos semiautomáticos en sus dependencias. Se trata del primer templo de estas características que ha dotado a sus instalaciones de un desfibrilador y que cuenta entre sus miembros con personal formado por el 061 para su uso.

El objetivo es reconocer el esfuerzo de todas las organizaciones, empresas e instituciones por dotarse de desfibriladores y formar a sus profesionales en su empleo y primeros auxilios. Con esta distinción ya ascienden a 40 las 'zonas cardioaseguradas' reconocidas en Huelva.

En virtud de este distintivo, los profesionales de las entidades certificadas se encuentran capacitados para actuar de forma inmediata en caso de presenciar una parada cardiorrespiratoria, sumando sinergias a la posterior asistencia por parte de los equipos de emergencias sanitarias, con la finalidad así de disminuir la mortalidad y secuelas a través de una excelente actuación inicial.

El Centro de Emergencias Sanitarias 061, perteneciente al SAS, es el encargado de la gestión y registro de las organizaciones que disponen del certificado 'zona cardioasegurada', que constata que estas instituciones han formado a sus profesionales y han ubicado desfibriladores en sus instalaciones, en el número y los lugares adecuados, según lo establecido en la Orden de 4 de junio de 2013.

Una normativa promovida por la Junta con el objetivo de desarrollar el apartado de formación dentro del decreto andaluz que regula la utilización de desfibriladores externos automatizados en lugares públicos fuera del ámbito sanitario, así como el manejo de los equipos por parte del personal no facultativo.

La certificación como 'zona cardioasegurada' se concede a aquellas instituciones que la solicitan y cumplen con una serie de requisitos, entre los que está disponer de un número determinado de desfibriladores externos automatizados en las instalaciones, que deben estar operativos y una ubicación adecuada, de forma que se posibilite que al menos el 75% de los usuarios de las instalaciones pueda aplicar la desfibrilación en un tiempo no superior a tres minutos.

Asimismo, se observa que la institución solicitante tenga un plan de formación para el personal ofrecido por instituciones pertenecientes al Consejo Español de Reanimación Cardiopulmonar.

Otro requisito es que la institución cuente con un adecuado plan de mantenimiento de los DEA instalados, conforme a sus especificaciones técnicas y recomendaciones de los fabricantes. Además, se considera una condición imprescindible que la empresa o institución tenga establecido un protocolo de activación interno para desplazar y utilizar el DEA mientras que se activa y llegan los servicios de emergencias sanitarias.

TE RECOMENDAMOS

ÚNETE A NUESTRO BOLETÍN