Quantcast
El tiempo en: Huelva
Sábado 31/07/2021

La tribuna de Viva Sevilla

Psicópatas

José León Carrión, catedrático de Neuropsicología de la Universidad de Sevilla, escribe sobre los psicópatas

Publicado: 26/01/2021 ·
19:46
· Actualizado: 26/01/2021 · 19:46
  • Transtornos.
Autor

Viva Sevilla

La redacción de Viva Sevilla analiza el panorama social y político de la ciudad para que estés al tanto de todo

La tribuna de Viva Sevilla

Un paso más en el análisis de la actualidad sevillana. Reflexiones sobre lo que ocurre en la ciudad

VISITAR BLOG

La psicopatía es un trastorno mental y no sólo una forma de ser. Se trata de un patrón de conducta repetitivo y persistente por el que las reglas básicas de los demás son violentadas. La agresión a personas y animales, la destrucción de propiedades o las mentiras reiteradas son algunos ejemplos, pues los psicópatas  son embusteros, ladrones y violadores de las reglas desde que son pequeñitos, especialmente antes de los 13 años.


Se diagnostica a las personas por un deterioro clínico y funcional social, académico o capacitacional. Los psicópatas son peligrosos porque para obtener lo que pretenden suelen ser personas superficialmente encantadoras que no se ponen nerviosos ni tienen ansiedad cuando hacen de las suyas, ya que carecen de sentimiento de culpa. Son egocéntricos, no aprenden del castigo, son pobres en emociones, no se dan cuenta del impacto que tiene su conducta en los demás y fallan al planificar lo que tienen que hacer.


La psicopatía es un trastorno que tiene múltiples componentes, tanto personal y  afectivo, y en quienes la padecen tienden a conductas grandilocuentementes con las que buscan que se les vea con encanto. Tienen risa patológica, son manipuladores, suelen estar faltos de remordimientos y se aburren si no se les estimula. Sus problemas de conducta se inician desde que son pequeños y son impulsivos e irresponsables, además de manipuladores y mentirosos patológicos. No suelen mostrar sus emociones, tienden a hacer sufrir, pierden a los amigos y enseguida se enfadan cuando se les corrige. Se creen que son mejores que los demás y suelen reñir a los otros cuando éstos se equivocan. Además, les gusta meterse en actividades de riesgo y no planifican bien lo que van a hacer en el futuro.


La incidencia de los trastornos de conducta en los psicópatas es alta. Las tasas de psicopatía en la población van del 6 al 16% en los hombres y del 2 al 9% en las mujeres. Las mujeres psicópatas suelen ser bastante peligrosas. En personas encarceladas va del 47% en hombres al 23% en mujeres.


Los trastornos emocionales asociados a los psicópatas no son iguales en ambos sexos, ya que hay muchos factores epigenéticos que influyen. La conducta antisocial que muestran los psicópatas se suele ver ya durante la adolescencia, especialmente entre los 7 y los 17 años, declinando rápidamente durante la primera juventud. Es en la adolescencia media cuando se aprecian con mayor intensidad las conductas psicópatas, que en algunas ocasiones llevan a quienes las padecen a estar ante la Policía por unos comportamientos que se moderan a partir de los 20 años.


La conducta antisocial se da más en niños con los más bajos niveles socioeconómicos. No hay evidencias de que los psicópatas tengan un coeficiente intelectual superior a los demás, aunque la conducta antisocial está ligada a menor inteligencia y una escolarización más baja. La psicopatía comparte morbilidad con la esquizofrenia, la ansiedad, y también con los trastornos del estado de ánimo, como la depresión y el abuso en el consumo de drogas. También hay fuertes evidencias de una contribución genética importante en la disfunción atencional que sufren los psicópatas. Y las complicaciones elevan el riesgo de sufrir una conducta antisocial, especialmente violenta.


Los estresores ambientales pueden llevar a que el hipocampo (memoria) se acorte y que la amígdala (emociones) se vea afectada. A los psicópatas les cuesta mucho trabajo reprimir sus acciones, incluso con las personas a las que quieren. Pueden querer mucho a una persona, pero maltratarla sin compasión Muchas personas se dan cuenta de que quieren a un psicópata y lo pasan mal. Pero a veces ya es tarde. Por eso es importante que tengamos cuidado en detectar a los psicópatas para no terminar sufriendo mucho.

COMENTARIOS