Quantcast
El tiempo en: Huelva
Jueves 27/01/2022  

San Fernando

José Antonio Jiménez Rincón se despide de la Policía Local tras cuarenta años de servicio

El impulsor del Servicio de Tráfico, Transportes y Planificación Viaria quiso seguir siendo policía tras cumplir los 65 años pero la Ley no lo permite

Publicidad AiPublicidad Ai Publicidad Ai
Cargando el reproductor....

Entró en la Policía Local el 1 de julio de 1981. Fue por casualidad y gracias a un amigo hoy fallecido, que se presentara a las oposiciones de cuatro plazas de un contrato administrativo de un año. Aprobada dicha plaza junto a otros tres compañeros, se incorporó a la plantilla Municipal. A los nueve meses salieron las plazas fijas, volvía a opositar, y consiguió salir. Posteriormente, en 1984 salieron tres plazas de cabos. Se presentó y aprobó en junio de ese año, lo que hoy se denomina oficial.

En estos últimos años ha sido el mando más antiguo de la Policía Local. Todos y cada uno de los mandos actuales, incluida la Plana Mayor, han estado bajo sus órdenes como policía en los turnos. También opositó a una plaza de sargento que aprobó Juan García Gutiérrez y en la que quedé aprobado pero sin plaza. Y ahí acabo su carrera profesional. Una enfermedad hereditaria lo apartó de posteriores oposiciones a sargento y continuó como oficial dedicado al Tráfico vial allá por 1996 después de 15 años ejerciendo como jefe de turnos, Unidad de Protección Ciudadana, Jefe del Grupo de Atestados e Investigación de Accidentes de tráfico, etc.

Puso en marcha junto a la Jefatura por primera vez en la historia de la Policía Local las diligencias por accidente de tráfico y las primeras detenciones por conducción bajo efectos de bebidas alcohólicas, diligencias que antes se hacían por comparecencia en la Comisaría del Cuerpo Superior de Policía que estaba en la calle Doctor Cellier.

Desde 1996 hasta 2021 estuvo al frente del Servicio de Tráfico, Transportes y Planificación Viaria en coordinación directa con la Jefatura del Cuerpo. Por primera vez en la historia de esta Ciudad, se dedicaba personal y medios al tráfico y se coordinaba las actuaciones referidas a la circulación vial de las calles y avenidas, las reservas de espacio, el transporte urbano, de taxis, las señales y marcas viales, etc.

Desde dicho Servicio con el visto bueno de la Jefatura se emitieron informes sobre las Unidades de Ejecución y sobre todos aquellos asuntos referidos al urbanismo, al medio ambiente, movilidad y accesibilidad. No existe en el Ayuntamiento una Unidad Administrativa y técnica como el Servicio de Tráfico de la Policía Local. De ahí la importancia de fomentar y reforzar el Servicio, pues la aportación técnica y la participación en las nuevas normativas (Ordenanzas principalmente) es fundamental para el desarrollo de la ciudad.

“Y por fin llegó el 16 de octubre de 2021, fecha de mi 65 cumpleaños. Y con ello, el despido, a la calle”.

Lo contaba José Antonio Jiménez Rincón en pasado viernes 3 de diciembre en el salón de celebraciones Yeyo donde los compañeros le organizaron un almuerzo de despedida.

“ Aquí hoy estáis simplemente porque os consideráis y así yo os considero, amigos y amigas míos. Mil gracias a todos y todas por acudir a la llamada de la organización, porque para mí era muy importante sentirme arropado por personas, que a lo largo de mi profesión han dejado huella, bien como compañeros del Cuerpo o como amigos, tras una larga amistad derivadas de nuestras respectivas relaciones laborales”.

Se refirió especialmente y con agradecimiento a los compañeros que organizaron el acto, Rafa Bulpe y Jesús Martínez Hurtado bajo la coordinación de José Ramón García Ortiz. Se refirió a su esposa Mari Carmen y a sus hijas Beatriz y Esther, presentes en la comida, pero “en especial a la mujer con la que encontré el verdadero significado de la vida cuando la conocí hace más de 40 años y empecé a creer en un futuro mejor que se materializó el día que nos casamos”.

“Ella es muy especial para mí porque cada día de nuestras vidas ha ido construyendo un hermoso hogar transformando nuestro amor en una bella familia con dos maravillosas hijas”.

Tras hacer un repaso de su carrera, “dice la Ley que me tengo que jubilar y me veo de la noche a la mañana en mi casa sin responsabilidades profesionales. Para mí ha sido duro no poder seguir trabajando. Sé que a muchos les sonará raro, pero yo estaba muy contento y a gusto en mi trabajo y me veía con capacidades suficientes para haber estado al menos uno o dos años más”, señaló Jiménez Rincón.

Fórmulas que se le presentaron a la Corporación para poder seguir un año más no dieron sus frutos. “Y yo, cuando me dicen ¿qué, ya jubilado no, que bien?, yo digo no, jubilado no, a mí me han echado. Porque no me han dado la oportunidad de seguir por aquello de que los policías nos tenemos que ir si o si a los 65 años según la Ley de Coordinación de Policías Locales de Andalucía”.

“Y sí, la jubilación es una palabra que viene de júbilo, de alegría, de satisfacción por el deber cumplido. Del descanso del guerrero. En eso si me he quedado tranquilo. Ahora tengo más tiempo para hacer muchas cosas que al final, muchas de ellas, ni las haces, pero que todo jubilado dice lo mismo, haré, haré... “

Agradeció el apoyo y la confianza de sus mandos, desde Manuel a Pepe Suraña hasta la actualidad con Pepe Cano y su segundo José Mari Chamorro. “No olvido al resto de mandos y compañeros, pero sería largo de enumerar. Gracias a todos. Siempre estaré agradecido al Ayuntamiento de San Fernando porque todo lo que soy y lo que tengo a sido gracias a él. Él me lo dio todo”.

Jiménez Rincón no sabe qué hubiera sido su vida sin haber sido funcionario de la Policía local, funcionario municipal. "Para mí un orgullo. Somo servidores públicos, nos debemos al ciudadano. Es la labor más bonita que podemos hacer. Siempre he sentido una enorme satisfacción ver las caras y los agradecimientos de las personas a las que he servido. No hay mayor recompensa para un funcionario, para un policía local, que AYUDAR con mayúsculas a los ciudadanos para hacerles agradable sus vidas”.

Antes había abierto el acto de homenaje el organizador principal, José Ramón García Ortiz, se había proyectado un vídeo con fotos de cuarenta años de carrera que se despedía con las palabras de los alcaldes Antonio Moreno, Manuel María de Bernardo y Patricia Cavada.

Se había dirigido a los presentes y especialmente al homenajeado el administrativo de la Policía Local, José Antonio Escuin Cardenal y luego habían subido al escenario su esposa y sus dos hijas, el Intendente Jefe de la Policía Local, Pepe Cano y el inspector José María Otero Chamorro.

Luego lo hicieron los concejales Ignacio Bermejo y Francis Posadas -también estuvo Jaime Armario, aunque se tuvo que marchar antes por motivos de agenda- y finalmente Pepe Suraña. Fue el momento de los regalos, el de los abrazos y el que marcaba un punto y seguido en la vida de homenajeados y amigos.

Y así, con el testimonio de sus dos hijas que no querrían tener otro padre que el que tienen -“aunque es muy pesado”, decía la menor- dio por concluido el acto.

San Fernando Información lo grabó al completo. Era el homenaje y el agradecimiento a quien durante muchos años ilustró las páginas del periódico de La Isla con sus enseñanzas sobre tráfico.

VIDEO COMPLETO DEL ACTO

 

Espacio reservado al reproductor de vídeo

 

TE RECOMENDAMOS